Camiño dos Faros

Etapa 2

La segunda etapa do Camiño dos Faros nos traslada por una variedad infinita de paisajes desde Niñóns a Ponteceso. Las primeras ensenadas y calas solitarias nos llevan a los acantilados del Cabo Roncudo y, de ahí, al interior de la Ría de Corme-Laxe, donde todo vuelve a cambiar. El Monte da Facha y toda la desembocadura del Río Anllóns completan un recorrido que te dejará con la boca abierta.

Esta segunda etapa, con 26 Km, va desde Niñóns a Ponteceso, recorriendo una gran variedad de paisajes diferentes. El camino comienza en la playa de Niñóns, recorriendo la costa acantilada que la separa del Puerto de Santa Mariña. Allí, bordearemos el puerto para atravesar el monte en dirección a la playa de A Barda.

Desde la playa de A Barda, atravesaremos toda la Costa da Tremosa por un sendero exigente con vistas privilegiadas que nos acercará a la pequeña aldea do Roncudo, que nos muestra una arquitectura con base en la misma piedra y totalmente adaptada al viento y a los temporales.

Desde la aldea continuamos para bajar desde los eólicos por los agrestes acantilados hasta el Faro Roncudo, otro de los hitos de nuestro camino. Allí, podemos ver las rocas donde los percebeiros se juegan la vida para arrancarle al mar este preciado manjar.

“El percebe bueno es el que es tan alto como ancho, entendámonos, el que más se parece a un dedo gordo del pie. El percebe es como comerse un trozo del océano, igualito. Cierras los ojos y en el océano hay todo: hay algas, peces, langostas, delfínes, aire… a todo eso saben los percebes. Es un trago de océano cien por cien” – Suso Lista

Desde allí nos dirigimos al interior de la Ría. Pasamos por el puerto pesquero de Corme y salimos camino de la playa de Valarés, pasando por las playas de Osmo, de la Ermida y de Río Covo. Saldremos de esta última por un estrecho sendero sobre la ría que nos acerca a los acantilados del monte da Facha y a Valarés, donde podemos hacer una parada para disfrutar de su playa y pinar.

El final de la etapa atravesando Monte Branco es espectacular. La ruta costera nos acerca a la desembocadura del Anllóns, con una vista privilegiada de la Isla Tiñosa y de toda las dunas y la playa de Barra, a las que bajaremos para recorrer este kilómetro de desierto en plena ensenada da Insua, lugar de gran importancia ornitológica.

Desde allí recorreremos todo el Malecón de Ponteceso, que separa las tierras de cultivo del río, hasta finalizar la etapa en el puente de Ponteceso, enfrente de la casa del bardo Eduardo Pondal.

Texto. http://www.caminodosfaros.com/etapa-2-ninons-ponteceso/

Fotografías realizadas con Sony A6000 + Objetivo Manual Neewer 25mm f/1.8

https://robertorey.photo/projects/camino-dos-faros

error: Roberto Rey Domínguez © 2019. All Rights Reserved.