vírgenes de Cristo que actúan fieles en su Iglesia

Sainte-Odile

El  Monte de Sainte-Odile,  que domina el llano por encima de  Obernai, es la  Montaña Sagrada de Alsacia. En la cima de dicho monte se encuentra un convento reconstruido en diferentes periodos a partir de un primitivo establecimiento llamado de Hohenbourg, fundado en el siglo VII según la tradición por Odilia de Alsacia, hija de los duques de Alsacia merovingios y venerada por la Iglesia católica como santa Odilia, patrona de la región, cuyos restos reposan junto a lo de los duques en este lugar. Desde la alta Edad Media es un destino de peregrinaje espiritual frecuentado en particular, por personas afectadas de enfermedades oculares.

Después de la muerte de Odila, el convento de Hohenberg se convierte en lugar de peregrinaje, recibiendo más tarde el nombre actual. El siglo XII es la edad de oro para la comarca de Alsacia al tratarse de un período particularmente refulgente para este monasterio. En 1153 se aloja en él Federico Barbarroja, nombrando como abadesa a su pariente Relinde. Tiempo después, la abadesa Herade de Landsberg compuso en este monasterio uno de los más importantes documentos de ese siglo: el “Hortus Deliciarum”, suma teológica que reune los conocimientos de la época y evocaciones de la vida cortesana en la Edad Media. Lamentablemente el manuscrito original fue destruido por el incendio que se desató en 1870 en la Biblioteca Nacional de Estrasburgo, y del mismo, se conversan sólo copias.

De la antigua construcción quedan sólo algunos restos de la época románica (debido a que fue victima de un incendio estallado en 1546), mientras que la parte principal de los edificios ha sido reconstruida en los siglos XVII y XVIII, y nuevamente decorada en el sigo XX, como el mosaico de la capilla de los Ángeles, que data de 1947. En la capilla de Sant-Jean, un bellísimo arquitrane que se remonta aproximadamente al año 1050 y que representa un árbol de la vida. En la capilla de La Croix, las bóvedas descansan sobre una columna central decorada con elementos vegetales y grutescos. La Capilla des Larnes, sita en el ángulo norte de la terraza, fue construida en el solar que ocupaba el antiquísimo camposanto merovingio.

“Herrada, por la gracia de Dios abadesa de la iglesia de Hohenbourg, aunque indigna, desea la gracia y la gloria del Señor a las dulces vírgenes de Cristo que actúan fieles en su Iglesia, como en la viña del Señor Jesús. Os ofrezco este libro para vuestra santidad, que se titula El jardín de las delicias [Hortus deliciarum], florilegio de diversos escritos sagrados y filosóficos. He elaborado con ellos un conjunto siguiendo la inspiración divina como una abeja y en alabanza y honor a Cristo y a la Iglesia, y para vuestro gozo lo he reunido todo en un único panal de miel. Por lo tanto, es importante que os nutráis a menudo de este libro, aliviando el ánimo cansado con sus gotas de miel”

 

Deja un comentario

Información básica sobre protección de datos

  • Responsable Roberto Rey Domínguez .
  • Finalidad Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios Dinahosting.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en el Aviso Legal.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Siguiente

Oración

error: Roberto Rey Domínguez © 2019. All Rights Reserved.